viernes, 25 de noviembre de 2011

Me encanta escuchar la mentira, cuando ya sé la verdad.

La estupidez, esa enfermedad de transmisión textual.

La violencia es el último recurso de los incompetentes.

La vida es eso que pasa, mientras tú tienes otros planes.

Para cuando quieras darte cuenta, me habrán ocurrido mil cosas y tú no habrás estado presente en ninguna de ellas.

Nos pondrán una multa al corazón, por exceso de velocidad.

jueves, 24 de noviembre de 2011

Tu corazón no va más allá de tu orgullo.


Lo único que hace falta para afrontar la realidad, es ser lo suficiente fuerte.

Las lágrimas que más duelen son aquellas que están disfrazadas de sonrisas.

Mi delito es amarte, mi sueño tenerte, mi mal no poseerte y mi agonía no olvidarte.



Nadie sabe lo que tiene, hasta que lo pierde.

Corrección: todos saben lo que tenían, pero nunca pensaron que podían perderlo.

La imaginación es más importante que el conocimiento.

En la sencillez está el secreto de lo verdaderamente grande.

Si la vida te da mil razones para llorar, demuéstrala que tienes mil y una para sonreír :)



Mis sueños tratan ingenuamente de enamorarme, ignoran que mi realidad supera cualquier fantasía.

No quiero ser un capítulo en tu vida, quiero ser tu historia.

Conseguir lo que quieres puede ser la peor de las maldiciones.

lunes, 21 de noviembre de 2011

La vida no se mide por el número de veces que respiras, sino por todas esas veces que alguien te deja sin respiración.

Tu cuerpo será mi papel, mis besos el pincel que escriben en él.

No soy feliz, soy lo siguiente!

Nos empeñamos en buscar la felicidad cada día.

Y no nos damos cuenta de que es ella la que tiene que encontrarnos. Y cuando llega, descubres que ahí no acaba todo, que el final de un camino solo es principio de otro. Y ya solo importa el hoy, el presente y lo que queda por venir.

He aprendido..

que lo pequeño se hace grande día a día, que hay te quieros que llenan, miradas que matan, sonrisas increíbles y lágrimas desgarradoras, he aprendido que en esta vida hay que joderse los lunes y alegrarse los viernes, he aprendido a vivir de los pequeños detalles.


No me digas que el límite está en el cielo cuando hay pisadas en la Luna.

Me dijeron que la gente que más sonríe es la que más dolor a experimentado.

Nada es para siempre, solo los recuerdos son eternos.